los Préstamos para Coches

Una vez que nos decidimos por cambiar de coche o comprar uno nuevo; pasamos a elegir qué modelo nos gusta más y por último, como vamos a pagarlo. En España, actualmente, lo puedes hacer de tres formas diferentes:

  • Abonando el importe íntegro en mano.
  • Solicitando un préstamo : ya sea en la financiera del propio concesionario donde compras el coche, o bien a un banco.

En la mayoría de las situaciones, las personas no somos capaces de afrontar el pago al contado, puesto que esto supone desembolsar una gran cantidad de dinero de golpe. Por lo que la modalidad mas elegida es la financiación. Esto , aun así, plantea la duda de si hacerlo con el banco o con la propia financiera del concesionario.

Antes de elegir una u otra de estas opciones, lo mejor es estudiar los pros y  los contras de cada una, hacer números y una vez que tienes todo claro, podrás decidirte por la opción que mejor más te beneficie.

¿ Cuáles son las variables que nos influyen en el precio final?

Como en cualquier préstamos, sabemos que hay una serie de variables que afectan a la cantidad final que tendrás que devolver y que has de tener en cuenta siempre que busques la financiación de un tercero para adquirir un bien.  Una vez que las tenemos claras, debemos hacer cuentas para que no queden dudas de como afectarán al importe total adeudado.

TIN: Tipo de Interés Nominal, refleja el coste de financiación, es decir, lo que cobra el banco por realizar la operación y prestar el dinero.

TAE: Tasa Anual Equivalente, además del coste de financiación, también cuenta con otros gastos, como pueden ser:

  • Comisiones: Las comisiones van incluidas en la TAE. Se tratan de los gastos que proceden de la apertura, la cancelación o el estudio previo a la concesión del préstamo.
  • Productos vinculados: en algunas ocasiones, es necesario contratar otros productos para que la entidad bancaria o la financiera concedan el préstamo. Un ejemplo de esto es el seguro de impago.
  • Plazo de devolución: el plazo de devolución también es muy importante, ya que cuanto menos tardemos en devolver el préstamo menos interés cobrará.

Debemos tener en cuenta que es bastante complicado que un concesionario financie un vehículo propio cuyo importe sea inferior a los 6.000 euros.

Ventajas e inconvenientes

1.Comprar el coche a través de la financiera.

Ventajas

  • Facilidad , comodidad y rapidez. En el concesionario, te ofrecen la oferta de financiación junto con el presupuesto del coche y esto resulta muy sencillo al realizarse todo de una. Pero si por el contrario deseas consultar préstamos bancarios tendrás que visitar una a una todas las entidades que te interesan, o bien utilizar el comparador de Préstamos de Loanstar.com y encontrar los que mejores condiciones te ofrezcan.
  • Normalmente las financieras no suelen denegar ningún caso; por lo que el 100% de las ocasiones aceptan casos que el banco ha podido descartar.
  • Algo muy importante es que puedes entregar tu coche antiguo a cambio del nuevo.

Inconvenientes

  • Normalmente, suelen pedir una parte del importe por anticipado, por lo que para ello es necesario tener ahorros para no llevarnos ninguna sorpresa.
  • Algunas financieras te obligan a tener el seguro con determinadas compañías para poder concederte el préstamo, dado que el primer año te lo regalan.
  • En algunos casos tendrás que contar con la Prima Única Financiada, es decir, que al incluir el seguro, el coste del mismo se suma al valor del coche, por lo que sobre él se aplicarán también intereses. Como consecuencia de esto , aumenta la TAE.
  • A veces, el contrato con las financieras cuenta con una cláusula de reserva de dominio. Esto significa, a grandes rasgos, que la entidad será titular del vehículo mientras el comprador no haya abonado todos los plazos. De este modo, el propietario no tendrá pleno derecho sobre el coche, sino que tan solo disfrutará del uso del mismo, lo que supone un gran inconveniente en caso de querer venderlo o darlo de baja.
  • Una vez que hayas firmado, todas las dudas que te surjan o problemas te resultará más complicado encontrar ayuda, ya que solo podrás hacerlo por teléfono. En el concesionario no se gestionan los productos financieros, solo tratan el tema de venta de vehículos.

2. Comprar el coche pidiendo un préstamo al banco.

Ventajas

  • En un banco siempre tenemos asesoramiento económico para elegir el producto más adecuado a tus necesidades y que se ajuste mejor a tus ingresos y gastos.
  • No tenemos que entregar una parte del dinero en mano, es decir, que podrás financiar el coste del vehículo en su totalidad.
  • Los bancos Sí conceden préstamos para adquirir vehículos inferiores a los 6.00o euros, circunstancia que en los concesionarios no se da; o rara vez.
  • En el caso de que quisieras cancelar tu préstamo, las comisiones de cancelación del banco suelen ser más baratas que las de las financieras.
Incovenientes
  • Si quieres comprobar que banco te ofrece la mejor opción, tendrás que molestarte  de revisar las entidades una a una y ponerte en contacto con todas ellas.; para así que te hagan un estudio previo a la concesión del préstamo. O también , tienes una muy buena opción que es utilizar el comparador de Préstamos de LoanStar.com y; elegir aquel que te convenga más con tan solo unos cuantos clicks sin moverte de casa.